Y si solo quiero/puedo comprar un portabebe, cual elijo?

He aquí la pregunta del millón, la que día sí y día también sale en los grupos de porteo. Siento deciros que en este post no voy a dar ningún dato secreto que de respuesta a esa pregunta, ya que no tiene respuesta. Los portabebés son como los zapatos, cada tipo sirve para una situación distinta. ¿Podríais vivir solo con un par? Poder podríamos, claro. Unas deportivas de calle, o unas de lona, que son lo que seguramente pegue más con todo. Pero, ¿es práctico vivir con eso solamente? Tenemos distintos tipos de calzado que nos facilitan la vida, al igual que tenemos distintos tipos de portabebés que también lo hacen. Para ir a la playa no iremos con unas botas camperas, ni llevaremos zapatos de tacón para estar por casa.De igual forma que para ir a la montaña de ruta no elegiremos un portabebé ligero, y para ir a la playa no elegiremos un fular de 4 metros. Os animo con esta reflexión a que dejéis de ver los portabebés como un lujo y los veáis como una necesidad. Tener varios tipos nos facilita el porteo y la vida. Así que si podéis probad, probad y probad más aún. Y decidid que portabebés son imprescindibles para vuestro fondo de armario. Eso sí, os aviso de que no hay ningún portabebé que nos cubra toda la etapa de porteo, desde el nacimiento hasta los 3-5 años, con excepción del fular tejido y la bandolera de anillas.

Si a pesar de leer esto aún seguís creyendo que solo necesitáis uno (o solo podéis adquirir uno por tema económico), voy a hacer una descripción con pros y contras sobre los tipos de portabebés, para que podáis decidir por vosotros mismos cual se adapta mejor a vuestras necesidades.

MOCHILA ERGONÓMICA

La preferida para mucha gente, porque no hay nudos, ni hay que ajustarla apenas (aunque hay que aprender a usarla bien). Para entender esta sección en el tema que tratamos, es importante entender que hay dos tipos de mochila ergonómica: las baby y las toddler, y dentro de cada una las hay normales, y evolutivas. Las normales no nos pueden servir como único portabebés si nuestro pequeño aún no se mantiene sentado, ya que hay que usar reductores y nos alejan del porteo óptimo. Las evolutivas se usan en un tramo mas grande, algunas desde el nacimiento hasta los 2-3 años, otras desde el año hasta el final del porteo… Como ejemplos de evolutivas están la Emeibaby, la Buzzidil, la Kibi, la Isara… Son mochilas que crecen con el niño, por lo que el tiempo de uso es mas extenso que con mochilas que no son ajustables. Pero incluso estas no nos cubren toda la etapa de porteo ya que llega un punto en que quedan pequeñas de puente o de altura.

FULARES

Si queremos un fular como único portabebé hay que descartar el elástico y el semielástico, ya que son para usar con bebés pequeños. Un fular tejido en cambio lo podemos usar desde el nacimiento hasta el final del porteo. Es el único portabebé que, según mi visión, podría considerarse como portabebés único para una familia, por su versatilidad y la gran cantidad de posiciones que ofrece. Como punto negativo diré que os tiene que gustar a todos los miembros de la familia que vayáis a portear. No es el portabebés mas simple que hay (aunque tampoco el mas complicado) y no siempre es lo mas práctico transportar una tela de 4 metros (mas o menos, dependiendo de la talla) allá donde vamos. Otro “problema” como único portabebés es que cuando están en etapa sube-baja, normalmente desde los 18 meses en adelante, anudar y desanudar un fular no es la opción mas rápida que hay.

MEI TAI
Los mei tais son simples de usar, pero pasa lo mismo que con las mochilas. No son para usar durante toda la etapa de porteo. Los hay talla baby y toddler. Y dentro de las tallas los hay evolutivos (para usar desde recién nacido) y no evolutivos (cuando se mantienen sentados por si solos). Para que nos abarque el máximo tiempo posible hay que elegir uno evolutivo, pero ni siquiera así podremos usar un único mei tai para toda la etapa de porteo: sobre los 18-24 meses los de talla normal quedan pequeños y hay que pasar a uno toddler.

BANDOLERA DE ANILLAS

La bandolera de anillas puede usarse desde el nacimiento y hasta el final del porteo. Es un portabebés que se adapta muy bien al bebé, por lo que es una muy buena opción para bebés pequeños. Pero yo no la recomiendo como único portabebés por una cosa muy simple: es porteo asimétrico, lo que significa que el peso del niño no se reparte de igual manera por todo nuestro cuerpo. Con bebés pequeños no pasa nada, podemos ir horas. Pero con bebés mas grandes, tras dos o tres horas con una bandolera de anillas, es muy posible que acabemos un poco doloridos de la espalda. Ademas el porteo asimétrico no es el mas seguro, por ejemplo, para ir a pasear por la montaña, ya que el peso no está centrado y es mas fácil perder el equilibrio.

QUÉ NO ES UNA OPCIÓN

Aunque no soy muy de decir que “algo no sirve” en este caso si voy a decir qué no deberíamos elegir como único portabebés: Los portabebés ligeros como el Tonga, Kantan, Suppori o las mochilas ligeras como la Boba Air ya que son portabebés complementarios. Como unas chanclas, nos van muy bien para ciertas ocasiones.

Espero que tras este post lo tengáis un poco mas claro y podáis decidir cuales son las opciones reales que tenéis en vuestra situación. Al principio se que parece exagerado hablar de 4 o 5 portabebés distintos, pero si nos paramos a pensarlo, ¿cuantas horas llevamos a nuestros bebés en brazos? ¿Es realmente un lujo ampliar el abanico de opciones que nos garanticen comodidad y practicidad a la hora de atenderles? ¿Cuanto dinero gastamos en decenas de cosas que después usamos una o dos veces? Los portabebés se usan a diario, durante varias horas durante toda la semana, a lo largo de meses y años. ¿No vale la pena invertir, si es posible, para que toda la familia vaya lo mas cómoda posible? Y si ademas os digo que los portabebés pierden poco de su valor económico y podréis recuperar una buena parte de lo invertido cuando acabéis esta etapa de vuestra maternidad/paternidad, seguro que aun lo veis mas claro.

¡Feliz porteo!


Si te ha gustado esta entrada:

  1.  ¡Suscribe-te a mi blog! (arriba a la derecha)
  2. Sigueme en FACEBOOK!
  3. Deja un comentario.
  4. Comparte con tus amigos, familia, tribu, pareja o con quien quieras!
  5. Gracias por leerme 🙂
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s